La Comisión Federal de Electricidad (CFE) estableció una estrategia para asegurar el suministro de energía eléctrica en el estado de Baja California Sur y así atender los requerimientos de energía durante el próximo verano, con la reubicación de dos unidades con una capacidad de 74 megawatts

El objetivo es satisfacer la creciente demanda de electricidad en la región y evitar disminuciones del margen de reserva de energía eléctrica que provocan interrupciones en el suministro, como los registrados el verano de 2019.

De acuerdo con un comunicado de la CFE, el plan considera la reubicación de dos unidades con una capacidad de 74 megawatts en conjunto, provenientes de la Central Turbogas Lechería, en el Estado de México, hacia la Central de Combustión Interna, ubicada en La Paz, Baja California Sur.

Adicionalmente, está en proceso la adquisición de tres a cuatro Unidades Aeroderivadas nuevas de alta eficiencia, de 108 megawatts en total, razón por la cual, CFEnergía emitió la convocatoria pública internacional el pasado 27 de marzo.

“Las unidades serán ubicadas en la zona donde se requiere energía, previo al verano, con el objetivo de fortalecer el parque de generación del Sistema Eléctrico de Baja California Sur, que se encuentra aislado del resto del país. Con ello se evitarán interrupciones al suministro de energía eléctrica. Las actividades iniciaron el 9 de marzo de 2020 y se espera concluirlas el 30 de junio del presente”.

Fuente: NTX