El presidente Andrés Manuel López Obrador, durante la presentación en la presa Peñitas de un nuevo modelo de manejo de las hidroeléctricas en Tabasco, advirtió que a García Luna y Cienfuegos no se les debe de sentenciar antes de que se demuestren las acusaciones por narcotráfico.

AMLO aseguró que las detenciones en Estados Unidos de Genaro García Luna y del general Salvador Cienfuegos, son representativas para demostrar la profundidad de la crisis y decadencia que dejó la política neoliberal en México.

“Privatizar fue la política que predominó durante 36 años, y causó muchos estragos, afectó mucho. Hay muchos damnificados por esa política, que empobreció a nuestro pueblo. Se favoreció solo a una minoría rapaz y México no avanzó”.

“Ahora que se está iniciando un proceso democrático que está en marcha la cuarta transformación, están quedando de manifiesto todos estos agravios que se fueron llevando a cabo en contra del pueblo y de la nación”, mencionó.

“Imagínense, un secretario de Seguridad Pública preso en Estados Unidos, acusado de vínculos con el narcotráfico, y hace unos días detenido también el que fue secretario de la Defensa Nacional, acusado por lo mimo”.

“Desde luego, en ningún caso hay que sentenciarles antes de que se les demuestre su culpabilidad, pero esto es lo suficientemente representativo para demostrar la profundidad de la crisis de México, la decadencia de México que produjo la política neoliberal y el predomino del dinero”.

El mandatario reiteró que en su administración se está dando un cambio, y todavía no dejan de salir expedientes de corrupción de los escritorios.

“Lo queremos para nuestro país, una patria libre, igualitaria, justa, honesta, austera, sobria y eso es lo que se va a consumar si no nos cansamos, si seguimos perseverando, si seguimos insistiendo en la necesidad del cambio y si seguimos poniendo por delante el interés general, el interés del pueblo, el interés de la nación”.

Respecto de la presa, destacó que a través de decreto habrá un nuevo manejo de presas para evitar inundaciones.

“Tengo las facultades para emitir un decreto en donde, por la protección del pueblo ante inundaciones, estas hidroeléctricas van a operar de manera distinta.

“Vamos a que constantemente se esté turbinando, que no se acumule tanta agua en los vasos, que sobre todo se cuide que no se llenen los embalses en los meses de lluvia, que no tengamos necesidad de desfogar, de soltar agua en tiempos de lluvia, más allá de lo que se necesita para turbinar y que no se inunde la planicie de Tabasco”.

Como parte de los trabajos, habrá acciones de dragado en los ríos a cargo de la Secretaría de Marina.

“Vamos a invertir, vamos a comprar dragas modernas, todas las que se necesiten y constantemente y todos los días se van a estar dragando los ríos y se van a estar construyendo bordos de protección para que no vuelva a inundarse Tabasco. Ese es mi compromiso”.

Resaltó que habrá apoyo para las 25 mil familias que resultaron afectadas por las inundaciones pasadas.

Durante la visita a su natal estado, estuvo acompañado de los gobernadores de Chiapas y Tabasco, Rutilio Escandón y Adán Augusto López, respectivamente.

Fuente: 24 horas – Alejandro Rosas y Diana Benítez