Puebla regresó a alerta máxima en el semáforo epidemiólogo debido a repunte de contagios y muertos por COVID-19, que llevó al gobierno estatal a restringir durante 14 días las actividades no esenciales, del 29 de diciembre al 11 de enero del 2021.

En una conferencia de prensa con carácter de “urgente” que convocó el gobernador Miguel Barbosa e integrantes de su gabinete, lamentó que las familias hayan relajado las medidas de sanidad en las últimas semanas, por lo que las llamó a confinarse de manera voluntaria nuevamente.

El plan para frenar la ola de contagios y fallecimientos a causa del coronavirus consiste en las siguientes medidas que quedan publicadas a través de un nuevo decreto.

-Los gobiernos de los 217 municipios deben liberar las calles de ambulantes y tianguistas.
-Solo un integrante por familia debe entrar al supermercado.
-Loncherías, restaurantes y cocinas económicas solo pueden vender alimentos para llevar hasta las 23:00 horas.
-Se debe suspender la actividad del ramo de la construcción.
-Se suspenden operaciones del transporte público (en las tres líneas del Metrobús, taxis mercantil y ejecutivo ) a partir de las 20:30 de la noche a las 5:00 de la mañana.

En este punto, se informó que habrá operativo en diversos puntos de la zona metropolitana de Puebla con agentes de la Secretaría de Seguridad Pública para garantizar que se respete la reducción de la movilidad.

También se aplicará el alcoholímetro en los siguientes 14 días como una forma de inhibir convivios por fin de año.

Otra de las restricciones es que los centros comerciales no deben operar con un aforo de más del 20%, pues según el gobernador Barbosa, no han cumplido con el 30% que tenían permitido hasta este 28 de diciembre.

Las actividades consideradas como esenciales que sí están permitidas son:

-Toda actividad relacionada con el sector Salud.
-Personal de dependencias relacionadas con programas sociales, conservación, mantenimiento de infraestructura pueden laborar.
-Servicios de mensajería.
-Traslados de emergencia, incluidos taxis mercantil o ejecutivo.
-Traslado de alimentos.
-Operación de la industria automotriz.

En los últimos siete días, el índice de positividad a COVID-19 en Puebla registró un incremento del 53%, informó el secretario de Salud local, José Antonio Martínez. Hasta el momento se han realizado 83,293 pruebas, de las cuales, 47,651 resultaron positivas.

Tan solo del 24 de diciembre a este 28 del mismo mes, se sumaron 653 enfermos. En número de personas muertas en la pandemia, Puebla acumula 5, 897, de los cuales, 69 corresponden del 24 de diciembre a la fecha.

Fuente: Expansión Política