La Comisión de Salud del Senado de la República frenó por ocho votos en contra y siete a favor, el acuerdo por el que solicitarían a la Secretaría de Salud información detallada del proceso de adquisición de las diferentes vacunas contra la Covid-19.

Esto dio pauta a un debate personal y de descalificaciones entre las senadoras Malú Micher, Antares Vázquez y Margarita Valdez, de Morena, contra las panistas Lilly Téllez y Martha Márquez, ante la impotencia del presidente de dicha Comisión, Américo Villarreal, para contenerlas, pues se arrebataban la palabra para defender su posición con respecto a la votación.

En la sesión a distancia PAN, PRI y MC votaron a favor de solicitar la información, mientras que Morena obtuvo ocho votos, por lo que se desechó la propuesta que promovió la bancada de Acción Nacional.

Las morenistas calificaron de “ocioso” solicitar la información, cuando el Gobierno federal, a través de las “mañaneras” y por la tarde el sector Salud, informan de los avances del proceso para adquirir las vacunas y todo lo relacionado.

Margarita Valdés calificó de “indignas y desvergonzadas” a las personas que solicitan esa información, lo que molestó a las panistas. Malú Micher dijo tener información, “no privilegiada”, que el Gobierno federal hace pública todos los días.

Fue cuando Lilly Téllez reveló que recientemente entregó un cuestionario con 45 preguntas sobre el proceso de vacunación al secretario de Salud; sin embargo, hasta el momento no ha tenido respuesta, por lo que consideró fundamental tener esa información para transmitirla al pueblo de México.

“No vale la pena, no son tan importantes. Me indigna la forma como te refieres a nosotras, dijo Antares Vázquez a la panista, quien de inmediato respondió: “A mí no me hable de tú”. Claro, le encanta el show mediático y no atender a la gente, respondió la morenista.

En otro punto del “debate”, Martha Márquez, con lágrimas en los ojos, le dijo al presidente de la Comisión que era vergonzoso no hacer nada por la gente y le sugirió que ambos entregaran su renuncia si no hacían algo que valiera la pena para apoyar a los mexicanos en tiempos de pandemia. “Le entrego mi renuncia como senadora, pero usted también si no hacemos algo”.

Refirió que su hijo de 10 años la ha cuestionado: “Mamá, porqué no renuncian si no hacen nada”. En ese momento, las morenistas decían: “ya, ya… moción… pide la palabra…”

Lilly Téllez, ahora sí, pidió la palabra para señalar criticar a Malú Micher de tener “introspecciones psicoanalíticas y reflexiones filosóficas y en esta Comisión, esto no tiene cabida”, apuntó y, al final hubo disculpas.