La ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación Yasmín Esquivel Mossa se pronunció en el marco del Día Internacional de la Mujer por que los problemas de las mujeres sean asumidos como de toda la sociedad con el fin de combatir la violencia y desigualdad por razones de género.

“Los problemas de la mujer, que constituye la mitad de la población mundial, son los problemas de la sociedad en su conjunto, y los cambios en la actual situación económica, política y social de la mujer deben ser parte integrante de los esfuerzos por transformar las estructuras y actitudes que obstaculizan la verdadera satisfacción de sus necesidades”, urgió la ministra en un comunicado.

En el mensaje, resaltó la importancia de establecer un Día Internacional de la Mujer, más allá de una conmemoración de la lucha de las mujeres en el mundo por lograr la igualdad, más allá de una reflexión que pudiera quedarse sólo en eso, debe ser un punto de partida para que las instituciones públicas, la sociedad civil, y todas y todos en general vayamos a la acción en busca de solucionar la problemática que aqueja a este sector de la población.

Esquivel Mossa reiteró que es también un llamado a volver la mirada hacia la situación de desigualdad que padecen todavía muchas mujeres, niñas y adolescentes, que encuentra su peor expresión en la violencia y discriminación de que son víctimas; un llamado para actuar y transformar esa realidad, erradicando el sistema patriarcal que le da origen, el machismo, los prejuicios, estereotipos y todos aquello que propicia condiciones de desigualdad.

“Una desigualdad que está arraigada en todas las estructuras de la sociedad, reforzada por normas sociales discriminatorias y estereotipos de género que dictan la conducta, las funciones, los intereses y las contribuciones que se esperan de las mujeres y los hombres en la vida pública y privada, y por prácticas, comportamientos y acciones cotidianas que refuerzan el poder del hombre y normalizan la falta de respeto hacia la mujer”, abundó.

Por ello, urgió a que como sociedad se mantenga el sentimiento de indignación ante todo hecho de violencia contra las mujeres, pues mientras las posturas institucionales o sociales sean la indiferencia o la normalización de esas conductas, no existirá la posibilidad de construir de manera conjunta soluciones a las demandas de seguridad y justicia.

Consideró que la impunidad, además de que está relacionada con la corrupción, también guarda una relación estrecha con la ineficiencia de las instituciones públicas, cuando estas con incapaces de responder a sus atribuciones y responsabilidades, por lo que es uno de los más importantes retos que hay para refrendar el compromiso para transformar la realidad de nuestras mujeres, niñas y adolescentes.

Este lunes 8 de marzo, la ministra mantendrá diversas actividades para conmemorar el Dia Internacional de la Mujer en instituciones académicas, autoridades electorales y el propio Poder Judicial de la Federación.

Fuente: Forbes