Promover en la UAEMex el desarrollo de “las tres A”, es una de las propuestas de la aspirante a Rectora de la máxima casa de estudios mexiquense, Yolanda Ballesteros Sentíes, propuesta que hace alusión a una formación integral del estudiantado, pero también a actividades que deben fomentarse entre el personal docente y administrativo.

Durante sus comparecencias en el Plantel “Ignacio Ramírez Calzada” de la Escuela Preparatoria y la Facultad de Geografía, explicó que la primera A de su estrategia tiene que ver con la “Academia de calidad y pertinente”, es decir, con un desarrollo de la docencia que considere la formación de egresados dentro de un esquema global y acorde con la nueva realidad, con las mismas competencias y habilidades que otros estudiantes universitarios de todo el planeta tienen.

La segunda “A”, se refiere al fomento del “Arte y cultura”, que permitirá un desarrollo pleno del estudiantado y contribuirá también a mejorar la calidad de vida de los otros dos sectores, pues entre personal académico y administrativo también hay necesidad de desarrollar las habilidades artísticas y culturales en todas sus expresiones. Y la última “A”, explicó, corresponde a la “Actividad física y el deporte”, que, durante el regreso gradual a los campus de toda la comunidad dentro de la nueva normalidad, contribuirán a mantener la buena salud física y mental de las y los universitarios.

En otro orden de ideas, y tras una cálida bienvenida de representantes de los tres sectores universitarios del que fuera su primer espacio académico universitario, la Preparatoria “Ignacio Ramírez Calzada”, se pronunció porque se fortalezca la investigación científica en el nivel medio superior.

En este sentido, expresó que es necesario un equilibrio de funciones entre profesores de tiempo completo y aquellos de asignatura de la Uaemex, esto, con la intención de fortalecer las vocaciones de investigación y las de docencia en los planteles de la Escuela Preparatoria.

Asimismo, recalcó la necesidad de estimular a los profesores de los planteles verde y oro para que se preparen, si así lo desean, y accedan a estudios de posgrado. Además, reiteró la importancia de que los semilleros de investigadores comiencen a funcionar con el estudiantado que desde ese nivel apoye a los cuerpos académicos que, de esta manera, podrán consolidarse con el trabajo conjunto con sus profesores-investigadores.