Francisco Garfias

Se entrega el gobernador o desaparecemos los Poderes en Tamaulipas. Es el fondo del mensaje enviado ayer por Ricardo Monreal a propósito de Francisco Javier García Cabeza de Vaca, quien tiene una orden de aprehensión por delincuencia organizada y lavado de dinero. La amenaza del senador de Morena omite el artículo 111, fracción quinta, de la Constitución, que deja en manos del Congreso local la última palabra sobre la inmunidad de los gobernadores. Contraviene también el resolutivo del ministro de la SCJN Juan Luis González Alcántara que, sin prejuzgar sobre su inocencia o culpabilidad, conserva la inmunidad procesal de García Cabeza de Vaca hasta el término de su encargo en 2022. Aunque ya sabemos que en la era 4T lo que importa no son las leyes ni la Constitución, sino lo que dice el “Señor de Palacio”. Justicia primero, Estado de derecho después. Tampoco entienden que la forma es fondo. Arturo Zaldívar, presidente de la SCJN, acudió por segunda vez en un mes a Palacio Nacional. Sospechosa visita que alimenta toda clase de especulaciones.

* De concretarse lo perfilado por Monreal sería algo así como un golpe de Estado a Tamaulipas. No encuentro otra expresión para describir el atropello que se perfila. Los tamaulipecos no están mancos. El Congreso local anunció que demandará al juez federal que obsequió la orden de aprehensión, a pesar de que el gobernador tenía fuero. Alega que violó su soberanía. 
¿Saben quién lleva mano en el nombramiento del gobernador interino? Nada menos que el Presidente. Debe mandar una terna al Senado en un lapso de tres días, después de desaparecidos los Poderes en el estado.

Morena y sus aliados no la tienen fácil para desaparecer Poderes. La radical medida requiere un periodo extraordinario. No tienen la mayoría calificada en la Comisión Permanente para convocarlo. Les falta un voto. El de Miguel Mancera, del PRD. Al exjefe de Gobierno lo traen asoleado con lo de la L12 y otros asuntos. Lo querían desaforar. Hay modo de presionarlo. Ojalá aguante. Enfrentan también un problema legal. La ley reglamentaria de la fracción quinta del artículo 76 de la Constitución dice: “Se configura la desaparición de Poderes de un estado únicamente en los casos de que los titulares de los Poderes constitucionales:

1. Quebrantaren los principios del régimen federal, 2. Abandonaren el ejercicio de sus funciones, a no ser que medie causa de fuerza mayor, 3. Estuvieren imposibilitados físicamente para el ejercicio de las funciones inherentes a sus cargos o con motivo de situaciones o conflictos causados o propiciados por ellos mismos, que afecten la vigencia del orden constitucional, 4. Prorrogaren su permanencia en sus cargos después de fenecido el periodo para el que fueron electos o nombrados y no se hubieran celebrado elecciones y 5. Promovieren o adoptaren forma de gobierno o base de organización política distintas a las fijadas en los artículos 40 y 115 de la Constitución. 

El caso de García Cabeza de Vaca no satisface ninguno de los supuestos, aunque algunos ya alegan abandono del ejercicio de sus funciones.

* El Presidente jura que no instruyó ir por García Cabeza de Vaca, que es un asunto de una Fiscalía que llama “autónoma”, pero que está a su servicio. “Yo no estoy dando instrucciones, no es mi fuerte la venganza, no soy de dos caras”, dijo en la mañanera. Tardó dos segundos en contradecirse. Allí mismo pidió que proyectaran en la pantalla-banquillo de los acusados que tiene en Palacio, un oficio del Departamento de Estado de la Unión Americana dirigido a Santiago Nieto, titular de la UIF. El documento incluye una lista de 16 presuntos involucrados en lavado de dinero, entre ellos García Cabeza de Vaca y miembros de su familia. Le ordenó a Jesús Ramírez que lo leyera. El vocero se arrancó sin darse cuenta de las implicaciones para el debido proceso que la publicación de esa lista significaba: “Me es grato saludarle e informarle que la oficina del agregado jurídico, FBI, está llevando a cabo una investigación preliminar en relación a los individuos y entidades corporativas, los cuales se cree que están involucrados en el lavado internacional de activos…”. “…A continuación, se dan los nombres de los principales individuos y entidades involucrados: Alfonso Pasquel…”. Allí paró al vocero. “Nada más ve dónde está el señor García Cabeza de Vaca…”, le dijo.

A destacar que en el citado oficio se habla de una “investigación preliminar”, y que “se cree” que están involucrados. Aquí ya le giraron orden de aprehensión. Nadie sabe del paradero del gobernador García Cabeza de Vaca, sin embargo, escribió un tuit en el que reconoce la solidaridad del PAN, PRI, PRD y MC para Tamaulipas. Les agradece que eviten, con sus votos, el uso faccioso de las instituciones en contra del federalismo democrático y plural.

Publicado en excelsior