La Fiscalía General de la República (FGR) de México informó este domingo que entregó en extradición a Estados Unidos a un presunto líder del grupo criminal Guerreros Unidos, a quien medios mexicanos identificaron como Edgar Pineda, “El Chato”.

En un comunicado, la Fiscalía indicó que el sujeto fue entregado para procesarlo “por su probable responsabilidad en los delitos de asociación delictuosa y contra la salud”.

La institución expuso que, en cumplimiento al Tratado de Extradición firmado entre México y Estados Unidos, “extraditó al gobierno de aquel país, una persona de nacionalidad mexicana requerida por la Corte Federal de Distrito para el Distrito Norte de Georgia“.

En abril de 2020, la FGR detuvo en el estado de Quintana Roo, con fines de extradición, al capo, a quien se le señalaba como responsable de la importación y distribución de cocaína, heroína, y metanfetaminas a Houston, Texas, y a la ciudad de Chicago, Illinois.

En el informe se apuntó a Edgar “P”, como “integrante de una organización de tráfico de droga (Guerreros Unidos), probablemente se encargó de coordinar la importación y distribución de metanfetamina a Estados Unidos”.

En el sureño estado de Guerrero, los grupos delictivos más prominentes son Los Rojos y Guerreros Unidos, enfrentados por el comercio de la heroína.

Según la versión oficial del Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto (2012-2018), Guerreros Unidos estaría detrás de la desaparición en 2014 en Iguala (Guerrero) de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, a los que habría confundido con miembros de Los Rojos.

La nota indicó que el Gobierno de México “concedió la extradición del reclamado” al Gobierno estadounidense.

La entrega se llevó a cabo en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), a los agentes estadounidenses designados para su traslado a ese país.

El acuerdo de extradición entre ambos países fue firmado en 1978, sin embargo, las primeras extradiciones ocurrieron hasta 1995.

Fuente: Forbes