El presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó este lunes que el gobierno federal dio por terminado, de manera anticipada, el contrato que tenía Grupo México y Acciona Infraestructuras para las obras del tramo 5 del Tren Maya.

Esta decisión, expuso el mandatario, obedece a la declaratoria de seguridad nacional que tiene el proyecto y a la presencia del Ejército mexicano en las obras que corren de Tulum a Playa del Carmen, en Quintana Roo.

Esta parte del proyecto estaba a cargo del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), que a su vez lo adjudicó a al consorcio integrado por Grupo México en mayo del año pasado por 17 mil 815 millones de pesos.

De acuerdo con fuentes consultadas por Forbes México, el monto del finiquito del contrato rondaría los 5 mil 300 millones de pesos, aunque esta mañana, en su conferencia de prensa, el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que no se tenía el cálculo final de la indemnización.

Grupo México y Acciona Infraestructura realizaron trabajos como el retiro de árboles, estudios de viabilidad sobre el primer trazo contemplado para el tramo 5 que correría paralelo a la carretera federal 307 que conecta Playa del Carmen con Cancún.

Sin embargo, este trazo fue modificado a finales del año pasado tras la inconformidad de hoteleros y mandado finalmente a espaldas de los conjuntos lo cual ha desencadenado una serie de amparos que derivaron en la suspensión de las obras hasta la semana pasada, cuando fue declarada como obra de seguridad nacional.

Con información de Forbes México