Andrés Manuel López Obrador, presidente de México, reconoció que presionó a los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) con respecto a la discusión de eliminar la prisión preventiva oficiosa, la cual seguirá en debate en el máximo tribunal del país este martes.

«Puede ser que sí sea presión (a los ministros) porque tocamos el tema (de la prisión preventiva oficiosa), porque cómo no vamos a tratar el asunto si es delicadísimo”, dijo en la conferencia matutina de Palacio Nacional.

“Imagínense ustedes: independientemente que el Poder Judicial en este caso la SCJN, invalida un articulo de la Constitución y está interfiriendo en la esfera de otro poder”, puntualizó.

López Obrador destacó que, en principio, no es facultad de la Suprema Corte votar por el asunto, ya que involucra a la Constitución, por lo que corresponde a los legisladores.

Además, afirmó que la decisión del Supremo interfiere en la esfera de otro poder, pues borraría la figura del ministerio público y el derecho de las víctimas pues, acusó, se libera a “los que tienen dinero, a los que tienen influencia”.

Incluso, dijo que es un “es un riesgo hasta para los jueces, es plata o plomo”, ante la peligrosidad de los acusados.

“Es mucho riesgo, han asesinado policías, a militares, presidentes municipales, porque los encarcelan (a los delincuentes), los jueces los liberan y ajustician, hay venganza”, aseveró.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró esta mañana que la falta de sentencias para aquellas personas que se encuentran en prisión preventiva son “producto de la corrupción” del régimen que imperaba, ya que no se respeta la Constitución, en la que se estipula que “la justicia debe ser pronta y expedita”.

Ante el marco de la discusión sobre la prisión preventiva oficiosa, el mandatario federal consideró que eliminar la prisión preventiva no es la respuesta, sino que se pueden hacer reformas a la Constitución para establecer un límite para que se dicten sentencias.

“La responsabilidad es de la corrupción del régimen, de lo que imperaba, porque si no hay sentencias es porque no se está cumpliendo la Constitución, porque hay corrupción, porque la Constitución establece que debe de haber justicia pronta y expedita, por el autoritarismo y todo esto que prevaleció por mucho tiempo”, expuso ante la prensa desde Palacio Nacional

“Hay muchas cosas que pueden hacer, pero no eso [eliminar la prisión preventiva], porque eso, imagínense, en el Artículo 19 ya es delito grave que no lo era la corrupción, y le llega un caso de corrupción a un Juez”, agregó.