Luego de la muerte de un alumno del Colegio Williams mientras estaba en su clase de natación, la Secretaría de Educación Pública informó que las actividades extracurriculares en los planteles San Jerónimo y Ajusco quedarán suspendidas, como medida precautoria y para coadyuvar en la investigación, informó la Autoridad Educativa Federal de la Ciudad de México de la SEP.

“Desde el pasado 7 de noviembre, y de manera paralela a la investigación que realiza la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJCDMX) por el fallecimiento de un estudiante del Colegio Williams, se informa que la Autoridad Educativa Federal en la Ciudad de México (AEFCM) continúa el proceso administrativo sancionador”, informó en un comunicado.

Puntualizó que las actividades se mantendrán suspendidas hasta que terminen los procedimientos en curso.

Esto es hasta el próximo 16 de noviembre, para facilitar la realización de las diligencias necesarias en las instalaciones por parte de la FGJCDMX y la EFCM.

El miércoles 9 de noviembre Marlene Muñoz, la madre de Abner Leonel, el niño de 6 seis años que murió ahogado durante una clase de natación el lunes 7 de noviembre, que la escuela debería estar cerrada completamente.

“Este colegio no debería tener tres días solo de luto, debería estar clausurado y acordonado, si esto pasará en un bar de mala muerte al otro día ya estaría acordonado y sin acceso para nada”, expresó.

Insistió en que una escuela con el Colegio Williams, con los costos de su colegiatura, debería tener mayor seguridad para la educación de niñas y niños.

“Se paga una colegiatura considerable y no es posible que siga operando como si nada y que la comunidad, los niños, o sea los padres no tienen idea, ellos piensan que solo son los tres días de luto y regresarán a clases como si nada”.