La Fiscalía General de la República (FGR), informó que “va a colaborar con todos los elementos técnicos, periciales y policiales de esta institución, para auxiliar a la Fiscalía General del Estado de Oaxaca”, relacionado con la saxofonista María Elena Ríos, quien fue atacada con ácido.

La dependencia emitió una tarjeta informativa en la cual señaló que se trata de un asunto del fuero común.

La joven fue agredida en septiembre de 2019 y en días pasados exigió la renuncia del magistrado presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado de Oaxaca, Eduardo Pinacho, y del juez Teódulo Pacheco, luego de que concedió prisión domiciliaria al ex diputado Juan Antonio Vera Carrizal, presunto autor intelectual de la agresión.