Ante el riesgo de menor dinamismo de la economía y una inflación en niveles elevados durante el año, se prevé una desaceleración en las ventas efectuadas en tiendas de autoservicio y departamentales.

Para 2023, la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicios y Departamentales (ANTAD) espera un crecimiento nominal en ventas a tiendas iguales de 5.2% y de 8.3% a tiendas totales, contrastando con el avance de 10.6% y de 13.0%, respectivamente, que se observó en acumulado de 2022.

Es decir, aunque las proyecciones de venta en las tiendas de autoservicio y departamentales mostrarán una variación positiva, éstas serán inferiores a las registradas durante 2022.

En conferencia de prensa, Juan Pablo Flores, gerente de Estudios Económicos de la ANTAD explicó que dicha desaceleración en las ventas se originaría por la previsión de un menor crecimiento de la economía en el país.

De acuerdo con el consenso de especialistas privados consultados por Citibanamex, la expectativa de crecimiento del PIB para 2023 ronda en torno al 0.9%.

Otro factor que impactaría en las ventas de los asociados de la ANTAD sería la elevada inflación. Y es que, agregó que si bien se prevé que el indicador general anual descienda hasta 5.1%, la trayectoria inflacionaria a la baja será lenta y se ubicará todavía en niveles altos.

Adicionalmente, se anticipa que el ritmo de las remesas –que son un elemento que han mantenido el consumo interno en el país– se vaya frenando en el año, añadió Flores.

Fuente: 24 horas