Durante la inauguración de una nueva instalación de la Guardia Nacional en Michoacán, acto que estuvo encabezado por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, el Comandante de la Guardia Nacional, Luis Rodríguez Bucio, defendió la ley por la que se creó dicha institución armada.

Lo anterior, en medio de las críticas que la Federación ha recibido por una presunta intención de militarizar al país.

“La ley que el legislador aprobó para crear la Guardia Nacional nos mandata a realizar una diversidad de funciones que van desde la seguridad en aeropuertos, carreteras, instalaciones estratégicas y penales hasta la ciberseguridad; sin embargo, una función central que nos confió el Poder Legislativo es apoyar la seguridad de los estados y municipios de nuestro país con profesionalismo, apego a la ley y un alto espíritu de colaboración y coordinación”, expresó.

Sostuvo que para desplegar la fuerza operativa prevista para la Guardia Nacional, se necesita tener una infraestructura en todo el territorio nacional.

“En la Guardia Nacional no hacemos distinciones por tipo de delito, atendemos todos los casos y servimos a todas las personas. Por ello, con el apoyo de la Secretaría de la Defensa Nacional, se construye una red nacional de cuarteles que será la base de nuestras operaciones”.

El nuevo cuartel, ubicado en Morelia, tiene capacidad para alojar a 120 elementos; dispone de aulas de capacitación, dormitorios, sala de juntas, comedor, sala de curaciones, comunicaciones, oficinas y almacenes.

Fue construido con recursos y mano de obra federal, mientras que el gobierno del estado puso el terreno.

Al respecto, López Obrador agradeció al gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles, por el apoyo: “Por su trabajo coordinado para garantizar por encima de cualquier diferencia la seguridad y la paz en Michoacán y en el país”.

Por su parte, Aureoles Conejo celebró la apertura de dichas instalaciones, y aseguró que la presencia de los elementos de la Guardia Nacional “va a contribuir enormemente a hacerle frente a esa realidad”.

“El reto que enfrentamos de la seguridad pública es un reto que sólo le vamos a hacer frente coordinados, unidos, gobierno federal, gobiernos estatales y gobiernos municipales y desde luego la sociedad en general porque el flagelo de la violencia y de la inseguridad es tarea de los gobiernos, pero también es una tarea que le corresponde o nos corresponde a todos”, concluyó.

Fuente: La Razón