El programa de pavimentación de caminos a cabeceras municipales en demarcaciones indígenas que lleva a cabo el gobierno federal en localidades de Oaxaca y Guerrero, ha generado en dichas comunidades 49 mil 375 empleos el presente año, indicó la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas (INPI).

Al participar en la conferencia de prensa diaria de avance de programas de Bienestar, Adelfo Regino Montes, director general del INPI, detalló que en este 2020 se realizan 133 caminos en Oaxaca y dos más en Guerrero. Se prevé que en este año concluyan 34 de ellos.

En total la asignación para el presente año es de 2 mil 500 millones de pesos, con una meta de mil 173 kilómetros de construcción, y la generación de 49 mil 375 empleos, de los cuales el 20 por ciento son ocupados por mujeres.

Al momento hay un avance financiero del 52 por ciento, y un avance físico del 34.8 por ciento.

Con este programa -con el que se destinan los recursos de manera directa a los gobiernos definidos por las comunidades indígenas para que sea la misma población de la localidad la que construya los caminos- se ha generado un participación ciudadana notable con trabajos de calidad, indicó Javier Soto Ventura, director general adjunto de Caminos Rurales y Alimentadores de la STC.

“El empeño que ponen en la ejecución de sus trabajos es muy importante; hay a quienes se les pregunta por qué hacen el trabajo (con este empeño) y dicen que es por el legado que dejarán a sus familias y a sus hijos”, agregó el funcionario federal.

A la vez, detalló que en 2019 se iniciaron labores en 108 caminos, de los cuales 25 ya están concluidos. Para ello se realizó una asignación de mil 623 millones de pesos, con lo que se construyeron 774 kilómetros, y se generaron 31 mil 110 empleos.

Fuente: la jornada