Aunque es considerada una institución emblemática por el presidente Andrés Manuel López Obrador, el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado (INDEP) ha sido golpeado por la corrupción, saqueos, subastas a modo, que lo han llevado a interponer en solo ocho meses 47 denuncias penales ante la Fiscalía General de la República (FGR), en promedio seis cada 30 días.

“La Dirección Ejecutiva ha presentado desde el 23 de enero al 23 de septiembre de 2020, 47 querellas y/o denuncias de hechos ante la FGR, por probables actos y omisiones que son sancionados por las leyes penales y que deberá calificar el Agente del Ministerio Público”, reveló el Indep a través de una solicitud de información realizada por Expansión Política . 

Esta dependencia, antes llamada Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE), fue renonmbrada en la actual administración bajo la encomienda de transformar los recursos decomisados a la delincuencia organizada y por corrupción en dinero para la política social del presidente López Obrador.

En sus poco más de nueve meses de vida, el Indep ha tenido tres directores, Ricardo Rodríguez Vargas, Jaime Cárdenas Gracia y Ernesto Prieto. El segundo fue quien hizo públicos los malos manejos al interior.

En junio pasado, el doctor en Derecho asumió como un reto el cargo que le confirió el presidente Andrés Manuel López Obrador luego de acompañarlo y apoyarlo en su movimiento por más de una década.

“La idea es acelerar los procesos para que el Estado mexicano cuente con recursos que pueda emplear con política social, para beneficio de las comunidades más pobres, más abandonadas del país”, comentó en una entrevista con este medio días antes de tomar posesión.

Sin embargo, tres meses después, Cárdenas decidió renunciar a causa de la corrupción que encontró dentro del instituto que es clave para la política social del presidente.

Solo unos días le bastaron en esa institución para percatarse de las múltiples irregularidades que efectuaban los mismos empleados y contratistas.

En una dura carta, el también exdiputado federal le enumeró al presidente parte de esas irregularidades.

“Encontramos al inicio de nuestra función probables irregularidades administrativas –procedimientos de valuación que no garantizan los principios del artículo 134 constitucional (el mayor beneficio para el Estado), mutilación de joyas, contratos favorables a las empresas y no al Indep, y conductas de servidores públicos contrarias a las normas”, denunció en su misiva de cinco cuartillas .

Cárdenas Gracia informó que en su administración frente al Indep, además de las denucias penales, presentó 10 denuncias administrativas del órgano interno de control.

Tras su renuncia, Cárdenas Gracia detalló parte de las irregularidades que detectó en sus poco más de tres meses como director de esa institución.

“Vamos a poner por ejemplo que un collar o cualquier joya tenía un peso 400 gramos, cuando regresa el perito a principios de junio –antes de que yo llegara–, la joya ya no tenía el peso de 400 gramos, sino que pesaba 200 gramos’, describió en una de las 23 modificaciones que detectaron en joyas que fueron decomisadas pero que ya no pudieron ser subastadas.

De acuerdo con Cárdenas Gracias, en su paso por el Indep también se percató de contrataciones para beneficiar a empresas en detrimento del Instituto, y un uso inadecuado de los sistemas informáticos en las subastas electrónicas, es decir, subastas a modo.

El presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció la posibilidad de actos de corrupción al interior del instituto y dijo que justamente erradicar esa práctica era la tarea que le correspondía a Cárdenas.

“Es que está de buen tamaño el animal, pero esta es la lucha de David contra Goliat. Es una transformación, no es un día de campo, no son tamalitos de chipilín”, dijo el presidente en una conferencia matutina.

A decir de Cárdenas, el respaldo que inicialmente le ofreció el presidente, poco a poco se lo fue retirando luego de que el círculo cercano al mandatario le externara molestias por la forma de proceder del director del Indep.

“Ellos creían que yo iba a tener una obediencia total, ciega, a lo que me dijeran y, desde luego, no tenían que convencerme, yo ya estaba convencido. Pero la diferencia estuvo en ese método en el cumplimiento de procedimientos”, comentó.

Para abundar sobre el motivo de las 47 denuncias que interpuso el Indep durante sus primeros ocho meses de vida, Expansión solicitó una entrevista con Cárdenas Gracia, sin embargo, el también académico de la UNAM se disculpó: “No estoy dando entrevistas. Las denuncias las presentaba el área Jurídica”, respondió.

También se buscó al actual director, Ernesto Prieto, para pedirle un primer balance de la institución que encabeza desde el pasado 1 de octubre; sin embargo, su equipo de prensa informó que por el momento no se están concediendo entrevistas.

Otra de las complicaciones a las que se enfrentó Cárdenas fue que no podía disponer los 2,000 millones de pesos que supuestamente le dio la FGR y que permitirían pagar los 100 premios alusivos a la rifa del avión presidencial.

Para clarificar las irregularidades que fueron denunciadas por Jaime Cárdenas Gracia en el Senado de la República se impulsó la creación de la Comisión Especial para investigar qué pasó realmente al interior del Instituto Para Devolver al Pueblo lo Robado (Indep ), sin embargo, la mayoría de Morena rechazó su creación.

Uno de sus impulsores, el senador Julen Rementería del Puerto , explicó que la finalidad de la comisión era pasar de los dichos a investigar la corrupción que prevalece en el instituto.

“Este instituto que se creó para devolver al pueblo lo robado, resultó que se robaron lo que había sido robado, es un desaseo total”, dijo.

Para el legislador de la bancada de Acción Nacional, las 47 denuncias que se han presentado ante la Fiscalía General de la República son muestra de que al interior de esa institución hay corrupción y malos manejos que tienen que ser sancionados, más cuando se trata de un instituto que se dijo sería transparente

“Poner a un nuevo titular y darle carpetazo habla de que lo que pretenden es que se olvide este asunto que refleja una corrupción bestial ”, alertó.

Alertó que la mutilación de joyas, es un reflejo de que no existen protocolos de cómo se debe resguardar lo decomisado, por lo que “a río revuelto, ganancia de pescadores”. 

Fuente: Expansión