En este año, las obras públicas en la Ciudad de México comprometidas para este sexenio alcanzarán un avance del 90 por ciento, aseguró la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

La mandataria capitalina enumeró algunas de las obras que se realizarán o terminarán este año como la modernización de la línea 1 del Metro, ampliación de la línea 12 del Metro; la puesta en marcha del Cablebús de la Línea 1 y 2; Trolebús elevado sobre Ermita; ampliación de la Línea 4, 3 y 5 del Metrobús, y el proyecto ejecutivo de la Línea 0 del Metrobús, que correrá por Circuito Interior.

Además, obras de infraestructura social como la preparatoria de Álvaro Obregón, de Tláhuac; los 300 Pilares que en febrero terminarán 260 de ellos e iniciará la licitación para los otros 40.

“Así que es una inversión similar a la que tuvimos en el 2020 y continuamos con las obras, de tal manera que este año tendremos un avance muy, muy importante, yo diría prácticamente del 90 por ciento de todas las obras que nos comprometimos cuando entramos al gobierno de la ciudad”, manifestó.

En videoconferencia de prensa, Jesús Esteva Medina, secretario de Obras capitalino, informó que el puente vehicular Viaducto Río de la Piedad en su incorporación a Ignacio Zaragoza tiene un avance del 55 por ciento, mientras que el avance en la adecuación vial en Galindo y Villa es del 85 por ciento.

El puente tendrá 332 metros de largo y permitirá dar flujo continuo a la vuelta derecha que se da en ese nodo. Se prevé su conclusión para julio de este año.

En el caso de la adecuación de Galindo y Villa contará con una longitud de 1.6 kilómetros, con tres intervenciones, como el incremento de un carril en ambos sentidos de Circuito Interior y la ampliación del paso a desnivel que cruza Fray Servando.

En tanto, sobre el Viaducto Elevado en calzada Ignacio Zaragoza, Sheinbaum dijo que en diciembre se publicó la declaratoria de necesidades de la obra y la próxima semana saldrá la publicación de la licitación.

“Lo que queremos en Zaragoza es que pudiera dividirse en dos, que en la parte alta vayan las personas que salen fuera de la ciudad, hacia el oriente de la ciudad y, particularmente en su camino hacia Puebla y que la parte baja de Zaragoza siga sirviendo para todas las personas que lo utilizan, particularmente los que viven en Iztapalapa o inclusive, muchos que vienen del Estado de México hacia la ciudad que viven en esta zona conurbana tan importante”, dijo Sheinbaum.

Fuente: Milenio