Mientras el presidente Andrés Manuel López Obrador ofreció esta mañana en el Palacio de Gobierno su conferencia mañanera para dar a conocer la distribución de 870 mil dosis de vacunas antiCovid que llegaron esta madrugada a México, padres de familia de niños enfermos de cáncer protestaron afuera para solicitar la atención del Mandatario.

Alrededor de una docena de familiares de menores enfermos que son pacientes del Hospital de la Niñez Oaxaqueña, demandaron ser recibidos por López Obrador, quien, dijeron, les prometió que sus hijos contarían con sus medicamentos, “por eso venimos aquí, estamos desde la 6 de de la mañana pero el Presidente nos vio la cara y se fue”, señalaron.

Expresaron que en el Hospital no hay oncólogos fijos, no hay medicamentos, “los familiares tenemos que comprar las medicinas y sus costos son muy elevados, ellos argumentan que las autoridades de Salud no se los han surtido, lamentaron que al no tener sus medicamentos a ocho niños le regresó el cáncer.

Lamentaron que desde hace dos años están padeciendo la falta de medicamento como son la Vinblastina, Vincristina que son útiles para la leucemia que son la mayoría de niños, “Lo que nos preocupa son varios niños que al no tener un seguimiento de un oncólogo, el cáncer sigue avanzando, incluso sus tumores son visibles, hay un niño que tenía un tumor en un ojo y al no tener medicamento, el tumor se le extendió al otro”.

Señalaron que esta situación la vienen padeciendo desde hace dos años y se intensificó a partir de la implementación del Insabi, “No tenemos oncólogos fijos, los médicos están renunciando porque no se les pagan, porque no hay medicamentos, queremos solución ya no queremos más demagogias”.

Dijeron que son alrededor de 140 niños con cáncer de las diferentes regiones del estado, que son atendidos en el Hospital de la Niñez de Oaxaca, sin embargo, hay muchos más niños con casos recientes que aún no están siendo atendidos.

Indicaron que estas irregularidades han provocado que de diciembre del 2020 a lo que va de este mes ya hayan fallecido 8 niños, además de que los otros pacientes han presentado recaídas.

Coincidieron que como padres han hecho todo lo que está a su alcance para que sus hijos sanen, han vendido lo poco que tienen, dejado sus hogares en sus comunidades, viven en el albergue, pero el cambio de gobierno les ha complicado todavía más toda su situación.

Condenaron que el presidente se haya encerrado en el Palacio de Gobierno y los haya ignorado.

Advirtieron que irán a protestar al evento de Cuilápam de Guerrero, en donde el jefe del ejecutivo federal encabezará la conmemoración por el aniversario luctuoso del general Vicente Guerrero.

Fuente: eje central