La jefa de Gobierno da la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum salió en defensa de la contrarreforma energética del presidente Andrés Manuel López Obrador al decir que la reforma del presidente Enrique Peña Nieto, “dejó un sistema energético nacional que no cumple con los objetivos ni económicos ni ambientales ni sociales para la nación”.

En cambio, aseguró, la política energética encabezada por el presidente López Obrador busca el fortalecimiento de la soberanía, robustez frente a cambios externos, cobertura de las necesidades energéticas básicas de la población, fortalecimiento de las reservas y disminución de los impactos ambientales.

“La iniciativa enviada por el ejecutivo para fortalecer a la CFE en el despacho eléctrico busca justamente el fortalecimiento de una política nacional energética basada en criterios de sustentabilidad y de soberanía”.

Al conmemorar el 83 Aniversario de la Expropiación Petrolera, Sheinbaum dijo que la soberanía energética es un objetivo que buscan todas las naciones y “eso pasa por el fortalecimiento de las empresas públicas”.

“El reciente episodio de la disminución del suministro de gas en Texas muestra que México debe disminuir al máximo su vulnerabilidad frente a cambios externos, señaló.

Sin mencionar la propuesta para el uso del carbón en el norte del país o la construcción de la refinería de Dos Bocas, Sheinbaum dijo que la negativa por parte del uso del fracking “muestra que el criterio ambiental es un eje fundamental de la política del gobierno nacional”.

Fuente: W radio