Mientras legisladores de oposición, advirtieron que la compra de medicamentos en el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador ha sido un fracaso; la mayoría legislativa de Morena y sus aliados, reviran con descalificaciones y cifras oficiales.

En el marco del debate pactado en la Comisión Permanente sobre el desabasto de medicamentos para el tratamiento de niños con cáncer; la senadora del PANXóchitl Gálvez, consideró que haber concentrado las compras en la Oficialía Mayor de la Secretaría de Hacienda fue el principal error de operación de la actual administración federal.

“La compra consolidada, centralizada de medicamentos, bajo el argumento de atacar la corrupción y disminuir costos, no funcionó. Y las consecuencias han sido fatales”, refirió.

Argumentó que otro gran error fue la modificación de la Ley de Adquisiciones, Arrendamiento y Servicios del Sector Público, aprobada en “fastrack” para facilitar las compras por adjudicación directa, lo que abrió la puerta a la corrupción.

“Todo para establecer un convenio de compras de medicamentos con la oficina de Naciones Unidas de servicios para proyectos, la UNOPs, que por inexperiencia está resultando igualmente ineficiente”.

Recordó que, ante este “desastre” el Insabi pidió a las instrucciones del sector salud de todo el país que hicieran las compras de urgencia, “seguramente a un precio mayor. Y se anticipa una nueva crisis por el deterioro y en el funcionamiento del Sistema Nacional de Vacunación”.

En tanto, el vice coordinador de los senadores del PRIManuel Añorve, lamentó que no esté funcionando el esquema de compras del gobierno federal; llamó a los legisladores a dar una respuesta a todas las niñas, niños y pacientes que hoy no tienen tratamiento, “y a miles, y a miles de mexicanas y mexicanos que están padeciendo de muchas enfermedades y no encuentran ya respuesta con los medicamentos que requieren, porque aquí se dijo, y lo vuelvo a repetir, en noviembre del 2019, que con el INSABI los medicamentos iban a llegar pero a manos llenas a todos los centros de salud, y hoy es todo lo contrario”.

En respuesta, legisladores de la mayoría de Morena y sus aliados del PT, reviraron con descalificaciones, fue el petista, Gerardo Fernández Noroña, quien lejos de responder las dudas por las cuáles el gobierno no ha podido adquirir medicamentos y deja sin tratamientos a los menores con cáncer, calificó de golpistas a los legisladores de oposición.

No obstante, en entrevista el coordinador de los senadores de Morena, Ricardo Monreal, se dijo dispuesto a “hacer comparecer a algún funcionario de salud, la Permanente tomará la decisión”, en caso de ser necesario, aclaró.

Fuente: 24 horas