El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) instruyó a las autoridades competentes a hacer un estudio de riesgo para las viviendas que se ubican en las faldas del Cerro del Chiquihuite y ofreció entregar viviendas en otro lugar a los habitantes de estos predios.

En conferencia de prensa desde Palacio Nacional, el Presidente manifestó que los vecinos de la zona “corren mucho riesgo” y garantizó que los pobladores que requieran ser reubicados no serán  perjudicados.

“Aprovecho para hacer el llamado a quienes por necesidad están ocupando las orillas del cerro del Chiquihuite, que tienen mucho riesgo. Hoy en la mañana hicimos una revisión porque hemos dado la instrucción de que se haga un estudio a fondo para hacer una valoración de riesgos y hay casas que ya no pueden estar ahí, que es muy peligroso», declaró.

“Entonces, ¿qué les ofrecemos? Sus casas en otras partes en donde no corran riesgos, en donde puedan vivir con tranquilidad. Hoy dimos ya la instrucción en ese sentido”,  agregó.

Cuestionado sobre dónde serían reubicados anunció que será donde se consiga terreno y se darán los hogares que sean necesarios “porque lo más importante es la vida».

“Vamos a ponernos de acuerdo con casas, como ellos lo merecen y lo requieren y no van a salir perjudicados, al contrario para que también tengan, pues el estimulo, que puedan tomar la decisión porque a veces tienen que estar ahí corriendo los riesgos porque no tienen otra forma, no tienen a donde ir», puntualizó.

El 10 de septiembre en el cerro del Chiquihuite, en Tlalnepantla, Estado de México, rocas gigantescas sepultaron casas, provocando la muerte de dos personas, otras dos que continúan desaparecidas y más de 140 viviendas desalojadas.

Fuente: 24 horas