El presidente Andrés Manuel López Obrador acudió este viernes al parque Ecológico Xochimilco para realizar, junto con la Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum, un balance del programa Jóvenes Construyendo el Futuro en la capital del país, en el que fue su primer acto de supervisión de programas federales en la Ciudad de México en lo que va del año”.

Luego de firmar las constancia de capacitación a dos beneficiarias presentes en un acto en el que no hubo acceso a la población, -aunque fue recibido por decenas que le agradecieron con pancartas y lonas la implementación de distintos programas del Bienestar- el mandatario expuso que con la economía moral que prioriza en su administración, su gobierno tiene la premisa de escuchar y atender a todos, pero dándole preferencia a los más pobres, lo cual ha permitido al país salir adelante frente a los efectos de la pandemia.

Como ejemplo, explicó que con la crisis económica por la pandemia se perdieron un millón 400 mil empleos de trabajadores inscritos en el IMSS.

Mientras el pasado 1 de septiembre, durante su informe de gobierno, dio cuenta de la recuperación de la mayoría de las fuentes de trabajo y “solo nos faltaba 190 mil para estar como antes de la pandemia con al rededor de 20 millones 500 mil trabajadores inscritos en el seguro social, hoy estaba viendo los datos de septiembre, tenemos 140 mil empleos creados en los que va de septiembre, quiere decir que vamos por 50 mil”.

Recordó que en el informe estimó que se tardaría dos meses más la recuperación de los empleos, pero con el nuevo corte resaltó: “creo que lo vamos a conseguir en menos tiempo”.

Esto indica que se está saliendo del túnel en el caímos con la pandemia y se está recuperando la economía, dijo el Jefe del Ejecutivo federal.

Insistió que dar preferencia a la gente humilde “es lo mejor, es el modelo económico más eficaz, pero también es lo más humano, es lo más fraterno, no podemos darle la espalda al que sufre, al necesitado, al pobre, al desposeído”.

A la par, ayudar a los jóvenes y a la gente humilde como estrategia garantiza la paz y la tranquilidad, añadió, ya que de los contrario los jóvenes serían enganchados y engrosarían las filas de la delincuencia.

Por ello, aseveró que seguirá defendiendo su política de ”abrazos, no balazos”. Apuntó: “¿Ustedes creen que sólo deteniendo a capos se va a resolver el problema?, no, claro que si los encontramos los detenemos”.

El propósito, explicó, es atender las causas y dejar a los grupos de la delincuencia sin ejército de reserva al quitarles a los jóvenes. “¿Cómo le van a hacer los capos si los jóvenes tienen opciones de estudio y trabajo. Claro, no se logra de la noche a la mañana, es un proceso, pero ya se inició”.

Por su parte, la Jefa de gobierno afirmó que el gobierno federal invierte en programas de Bienestar para la Ciudad de México cerca de 21 mil millones de pesos, lo cual representa la mitad del presupuesto de las alcaldías “y probablemente el presupuesto público de uno de los estados más pequeños del país”.

A la vez, expresó al presidente López Obrador que por la mañana “tuve el gran honor que usted dijera (en su conferencia de prensa matutina) que está representado aquí en la Ciudad de México, pero en realidad usted nos representa, señor presidente, es el anhelo por el que luchamos. No se nos olvida de dónde venimos y por ello no se nos olvida dónde estamos, lo que representa la transformación, la Cuarta Transformación de la vida pública y hacia dónde vamos”.

Sobre el parque Ecológico Xochimilco, indicó que se trata de un parque que estaba privatizado y fue rescatado con una intervención para mejorar más de 40 hectáreas.

Al momento en que la jefa de gobierno se retiraba del parque ecológico fue cuestionada sobre lo que representa la asistencia del presidente a un acto en la capital del país. Se le cuestionó:

—Huele a campaña.

—No, nada que ver- respondió.

Sheinbaum adelantó que el mandatario acudirá a todas las alcaldías, pero se inició en Xochimilco para presentarle la remodelación de este parque.

Fuente: La Jornada