El mexicano Checo Pérez finalizó en la cuarta posición en el Gran Premio de Brasil, en una carrera marcada por los Safety Cars que terminaron por afectar al equipo de Red Bull, el cual perdió la carrera frente al ganador Lewis Hamilton y Valtteri Bottas, quien quedó en la tercera posición.

Checo Pérez tuvo un excelente inicio superando en la recta principal a Carlos Sainz; el tapatío ganó la tercera posición desde la primera curva y peleó directamente con Valtteri Bottas, quien cayó al segundo puesto.

El finlandés intentó tapar al tapatío, quien en la curva cuatro buscó bloquear la salida de Checo, pero este se metió por dentro y superó al piloto de Mercedes.

Pese a la ventaja que lograron tomar los Red Bull, todo cambió en cinco vueltas, con el toque de Yuki Tsunoda con Lance Stroll, y la salida del primer Safety Car.

En el reinicio de la vuelta 10, Checo Pérez tuvo una buena defensa en beneficio de Max Verstappen, quien aceleró, mientras que el tapatío defendió el lugar ante el ataque de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas.

La carrera se vio accidentada, pues en ese mismo reinicio Mick Schumacher tuvo un contacto con Kimi Raikkonen, por lo que en la vuelta 12 mostraron el virtual safety car y con ello acercar nuevamente a los Mercedes a la distancia.

El reinicio de la carrera con la vuelta 15 provocó un duelo directo entre Checo Pérez y Lewis Hamilton, quien subió ocho posiciones desde el inicio de la competencia debido a su sanción. El inglés superó al de Red Bull en la vuelta 18, pero este respondió con el DRS en la misma vuelta y recuperó por unos momentos la segunda plaza.

Lewis Hamilton volvió a atacar al mexicano en la recta principal y con la vuelta 19 activó el DRS y logró superar al mexicano. Checo Pérez no fue capaz de competirle en potencia y no pudo aprovechar el aire limpio para volver a pelarle la posición.

El de Guadalajara tuvo que dejar escapar a Lewis Hamilton, por lo que tuvo que defenderse del ataque de Valtteri Bottas, quien logró acercarse a menos de cuatro décimas, aunque fue incapaz de superarlo.

Con un Checo Pérez sólido en pista la pelea comenzó en los pits, por lo que por una vuelta el mexicano llegó a ser primer lugar antes de ingresar a cambiar neumáticos y llegara ponerse en el quinto lugar, por detrás de Daniel Ricciardo.

Mercedes aprovechó la aparición del Safety Car en la vuelta 31 para meter a Bottas en pits y con ello salir en el tercer lugar y por delante de Checo Pérez.

Checo superó rápido a Daniel Ricciardo, pero no fue capaz de alcanzar a Valtteri Bottas, quien mostró un mejor ritmo y estuvo frente a Checo entre 3.4 y 3.8 segundos.

Con dos vueltas por delante el equipo pidió al tapatío ingresar a pits en búsqueda del punto extra por la vuelta rápida. Algo que cumplió sin problemas al poner en el cronómetro una vuelta de 1:11.010. Checo sumó 13 puntos al final de la carrera, 12 por el cuarto lugar obtenido y el punto extra, mientras que Valtteri Bottas obtuvo 15 unidades.

Fuente: ESPN