Los conflictos laborales que terminaron en un estallido de huelga repuntaron 136 por ciento en 2019. De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), los 76 casos del año pasado representan el mayor número de incidencias en una década.

Tamaulipas fue el estado con el mayor número de huelgas estalladas el año pasado con 38 casos. Esto, luego de que a principios de 2019 entraran en vigor las medidas de estímulo fiscal en la frontera norte y con él un aumento al salario mínimo a 176.72 pesos en 43 municipios. El incremento no se respetó al 100 por ciento, denunciaron los representantes de cerca de 45 mil trabajadores.

A dicha entidad, con más incidencias a lo largo de 2019 siguieron Jalisco con 18 casos y la Ciudad de México con siete. Mientras tanto en 2018 el mayor número de huelgas estalladas se presentó en Jalisco con 14 de los 32 casos a nivel nacional.

El caso contrario, no hay registro de huelgas desde hace siete años en Aguascalientes, Coahuila, Chiapas, Chihuahua, Guanajuato, México, Nuevo León, Oaxaca, Puebla, Quintana Roo, San Luis Potosí y Tabasco, abundó Inegi.

El organismo también informó que en 2019 se dio solución a 61.8 por ciento de las huelgas estalladas durante el mismo año, en 2018 dicha proporción alcanzó 43.8 por ciento.

A la par, los conflictos individuales y colectivos de trabajo registraron en 2019 un aumento de 4.7 por ciento respecto al año previo, al pasar de 227 mil 900 a 238 mil 532.

Mientras los conflictos individuales de trabajo registraron un incremento de 4.49 por ciento respecto al 2018, los colectivos avanzaron 44.48 por ciento.

En cuanto a emplazamientos a huelga, el año pasado se registró un crecimiento de 6.92 por ciento con respecto al año 2018, al pasar de 25 mil 260 a 27 mil 008 casos.

Jalisco y México se mantienen como las entidades federativas con el mayor número de emplazamientos a huelga alcanzando en conjunto 46 por ciento del total nacional.

Fuente: la jornada