Estoy pendiente porque hay un tormenta tropical que va entrar por las costas de Acapulco. Antes de ese puerto, si no cambia su trayectoria, se va a ir después de pasar por las orillas de Acapulco hacía la sierra, entre Chilpancingo y Coyuca de Benítez”.

Con estas palabras, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador llamó esta tarde de sábado a los habitantes de la costa y centro del estado de Guerrero a tomar previsiones y buscar refugio en las partes altas para reducir los daños personales ante el inminente impacto en las próximas horas de la tormenta tropical «Lester».

En un video publicado en sus redes sociales desde el Campo Militar Número 1 del sur de la Ciudad de México, a donde acudí este mediodía a ejercitarse, el primer mandatario de la nación pidió a todos los habitantes de este estado, no confiarse y tomar todas las medidas ante las lluvias torrenciales e inundaciones que este tipo de fenómenos metereológico trae consigo.

“Hay que tomar medidas, no hay que confiarse. Si se vive cerca de los ríos, de los arroyos, ya ven cuando llueve mucho se desbordan los ríos, hay que tener cuidado. Ya está actuando Protección Civil, el Ejército, la Marina, todos pendientes, pero tenemos nosotros que hacer lo que nos corresponde, la gente tiene que hacer lo que les corresponde y no se confíen y hay que irse a las partes altas y esperar a que pase esta tormenta, porque sí va haber bastante lluvia en esa región del país”, abundó.

Sobre su ejercicio de hoy, el tabasqueño reveló que es aora fortalecer su sistema cardíaco, para en los próximos días regresar con todo a la actividad y giras por todo el país.

Tras estos días de asueto, López Obrador retomará la actividad pública el lunes y el viernes próximo emprenderá gira por el estado de Chihuahua, no sin antes recibir el martes la presidente de Alemania, Frank-Walter Steinmeier en Palacio Nacional.